Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Un evaporador congelado es una llamada común para reparar para un técnico que trabaja en la industria de la refrigeración. Con una inspección visual de las tuberías será obvio encontrar el problema (pero esto no siempre es fácil). La tubería del evaporador está generalmente alojada en algún tipo de carcaza o alojamiento, haciendo difícil la inspección. También puede ser montada en lugares altos, como en cámaras frigoríficas, haciéndolo más difícil de inspeccionar.

En un sistema funcionando que no está enfriando adecuadamente, la mayoría de los técnicos instalarán sus manómetros en el y leerán las presiones de succión y de descarga. Un sistema con las tuberías completamente cubiertas de hielo mostrará presiones de descarga y succión menores que lo normal.

Un evaporador completamente escarchado generalmente es el resultado de ya sea un inadecuado desescarchado o poca o nada circulación de aire a través de las tuberías. El técnico puede determinar cualquiera de estas condiciones mediante la inspección visual del o los forzadores del evaporador, para asegurarse de que ellos estén funcionando en la dirección correcta y a su máxima velocidad, y también mediante la inspección de la dirección del flujo del aire hacia el evaporador, para asegurarse de que el flujo no esté bloqueado.Un técnico puede fácilmente diagnosticar mal esta condición, como un sistema con poca carga de refrigerante si no inspecciona visualmente las tuberías del evaporador. Si esto sucede, y se agrega refrigerante al sistema, habrá sobrecargado el sistema y creado otro problema adicional. Es de vital importancia inspeccionar visualmente las tuberías del evaporador cuando nos encontramos con un sistema con problemas de presiones de descarga y succión menor que lo normal.

La inspección visual de la condición de las tuberías del evaporador ayudarán al técnico en la determinación de si el sistema: está con baja carga de refrigerante, tiene pobre o nada de flujo de aire a través de las tuberías del evaporador, o tiene un problema con su desescarche.

Un sistema con poca carga puede mostrar algo de escarcha en la tubería del evaporador, pero normalmente habrá solamente en la entrada de la tubería del evaporador y en la salida del dispositivo de expansión. El hielo normalmente estará contenido en esta área.


Una vez que el evaporador se ha cubierto de hielo es importante desescarchar las tuberías de manera que se pueda reparar el sistema. Cuando desescarche las tuberías del evaporador no use ningún dispositivo que pudiese dañar las líneas del refrigerante o las tuberías. ¡Nunca use un pica hielo o cualquier otro instrumento filoso para quitar la escarcha! El modo más eficiente para desescarchar las tuberías es con una pistola de calor o el inicio de un ciclo de desescarche, si es posible. El uso de agua es también un método excelente, sin embargo puede que esto no siempre sea práctico.

La inspección visual de las condiciones de las tuberías del evaporador es un paso muy útil en la reparación de un aire acondicionado o un sistema de refrigeración. Este paso añadido (que a veces puede ser difícil o con inconvenientes) ayudará al técnico en su diagnóstico apropiado de un sistema.

Artículos Relacionados

Si te gustó este artículo técnico, me gustaría saber tu opinión al respecto. Comentas más abajo, que con gusto responderé a tus inquietudes!

 

Escribir un comentario


Comentarios   

+3 #1 José Luis Santana Díaz 04-05-2010 09:29
es decir:
1º Quitamos el hielo,con desescarche si funciona u otro medio pistola
2º comprobaremos funcionamiento y flujo de los ventiladores
3º comprobariamos las presiones
Gracias y Saludos
Citar